Tokio Blues de Haruki Murakami

Como seguramente habréis apreciado en mis reseñas manga o anime, me suelo centrar en el apartado gráfico; no en vano (espero) cursé el bachillerato de artes plásticas y posteriormente, estudié en la Escuela de Arte de Oviedo. Pero hoy cambiaré de tercio y reseñaré una obra literaria que no tiene ningún “dibujito”. El primer libro de procedencia japonesa que leo sin ser manga, el best seller internacional: “Tokio Blues, Norwegian Wood” de Haruki Murakami; aunque el escritor ficticio de la obra es Toru Watanabe, ya que el protagonista de la historia narra en primera persona, a modo de memorias, su convulso periodo universitario.

El capítulo 1 es narrado desde un momento indeterminado por Toru. En él nos traslada a su viaje en un Boing 747 que realizó cuando tenía 37 años. Tras el aterrizaje, por el hilo musical del aeropuerto de Hamburgo sonaba la canción “Norwegian Wood” de los Beatles, la cual desencadenó una serie de recuerdos que perturbaron sus emociones. En ese momento, su mente se trasladó 17 años al pasado, situándose a un prado que… ¿tenía un pozo?, hablando con la chica de la que estaba enamorado, Naoko. Narra con melancolía un recuerdo lejano que brota de otro recuerdo nítido; por ende su carácter onírico y la forma en que Toru persigue sus recuerdos, puede dejarnos descolocados, sin entender que es lo que está pasando aunque su estilo y vocabulario sean sencillos. Yo al menos no entendí nada en un principio, y solo seguí leyendo este libro porque su forma de narrar me fascinó, no así por lo narrado; su cariz poético me atrapó.

En el segundo capítulo la narrativa da un salto atrás en el tiempo y comienza cuando Toru era un reciente universitario y vivía en una residencia de estudiantes en Tokio. A partir de entonces, la historia será contada de forma lineal, apenas tendrá cruces de recuerdos. Por ello creo que lo narrado sobre el prado (aunque no lo repite), correspondería cronológicamente a la mitad del libro (página 190 de 381), donde Toru vuelve a hablar sobre un prado en el que estuvo con Naoko. Entonces comprendí que el primer capítulo es un epílogo: su función es contar cuál es la razón por la que escribe y persigue sus recuerdos de juventud ahora que ya son imperfectos y han palidecido. En ocasiones un mapa muy detallado puede no servirnos por esa misma razón.

La sinopsis dada por la editorial es la siguiente:

Mientras aterriza en un aeropuerto europeo, Toru Watanabe, un ejecutivo de 37 años, escucha una vieja canción de los Beatles que le hace retroceder a su juventud, al turbulento Tokio de los años sesenta. Con una mezcla de melancolía y desasosiego, Toru recuerda entonces a la inestable y misteriosa Naoko, la novia de su mejor y único amigo de la adolescencia, Kizuki. El suicidio de éste distanció a Toru y a Naoko durante un año, hasta que se reencontraron e iniciaron una relación íntima. Sin embargo, la aparición de otra mujer en la vida de Toru le lleva a experimentar el deslumbramiento y el desengaño allí donde todo debería cobrar sentido: el sexo, el amor y la muerte. Y ningún de los personajes parece capaz de alcanzar el frágil equilibrio entre las esperanzas juveniles y la necesidad de encontrar un lugar en el mundo.

La forma de esta Novela es onírica y poética, pero el contenido es realista, lo que nos cuenta podría haber sucedido en la vida real; aunque quizás peca de ser demasiado trágica. Muchas de las personas relacionadas directa o indirectamente con Watanabe se suicidan; psicológicamente son muy complejas, diferentes entre sí e impredecibles (como somos los humanos en la vida real).

Por último, deciros que os la recomiendo leer, aunque sea triste también es muy hermosa; es de mis novelas favoritas y le doy un: 9,00

P.D. Esta Novela realizada en 2005 por Haruki Murakami, fue llevada al cine en 2010.

Plural: 2 Comentarios Añadir valoración

  1. ALICIA dice:

    He de reconocer que ya tenía conocimiento de esta novela y por esa misma razón aún no me he decidido a ponerme con ella…. Aunque me ha sorprendido que hayan hecho adaptación cinematográfica, la verdad es que no lo sabía y puede ser el detonante para motivarme jajaja al contrario de la mayoría me gusta ver después la película y comparar…

  2. Varín dice:

    No se a que esperas para leértela XP
    Sobre la película: lamentablemente y como suele pasar con las adaptaciones, la obra original (en mi opinión) es muy superior, porque lo mejor de esta obra es la forma en la que el autor nos la narra.

Deja tu comentario